Tomate Cherry

Tomate Cherry

El tomate Cherry es una de las variedades de tomates más pequeñas, tiene un crecimiento y una madurez considerablemente rápida. Mide entre 1 y 3 cm, pesa unos 13 gramos y tiene un sabor dulce con un poco de acidez, lo que se conoce comúnmente como agridulce.

Su tonalidad puede variar desde colores al rojo vivo hasta tonos más anaranjados y amarillentos. Debido a su similitud con la cereza, a adquirido el nombre de tomate Cherry. En cuanto a su origen proviene de América, pero se ha extendido a muchas partes del mundo.

Propiedades

Debido a su contenido de agua del 95%, tiene un valor calórico muy bajo, por lo que es una fruta perfecta para combinar con las dietas. Contiene minerales como potasio, magnesio, fósforo y vitaminas A, C y E, y contiene mucha fibra. Debido a su rica presencia de caroteno (incluido el licopeno), es una fuente de antioxidantes. También contiene carbohidratos, en su mayoría azúcares simples, por lo que los tomates cherry son los vegetales comunes más dulces.

El tomate Cherry es bajo en proteínas y, por tanto, poco activo. Sin embargo, debido a sus ingredientes, comer tomates cherry puede retrasar el envejecimiento, proteger la vista, ayudar a normalizar el colesterol y es muy eficaz para bajar de peso.

Esta fruta fresca de verano se puede consumir de diferentes formas: se puede hornear con ensaladas, arroz, rellenos, jugos, mermeladas, caramelos y tomates cherry o al horno con hierbas provenzales.

¿Cómo se cultiva el tomate Cherry?

La siembra del tomate Cherry es conocida por su sencillez, solo requiere plantar las semillas en el suelo, en un campo que tenga al menos un metro y medio de profundidad y esté lleno de luz solar. Puede enterrar dos o tres semillas en cada agujero de 1 cm de profundidad y regar con una cantidad de agua benévola.

Tomate Cherry

Después de aproximadamente una semana, comenzará a brotar poco a poco adquiriendo el tamaño necesario después de un tiempo. La época de siembra es después de las heladas y noches muy frías, por ser una planta que crece a una temperatura óptima de 20ºC.

Cuando la planta es un poco más grande, es necesario colocar estacas de madera para orientar la dirección del crecimiento de la planta de tomate. Puedes usar un palo de madera de un metro de largo para clavarlo a un lado y atarlo a la parte superior de la planta. Enterrar las estacas a una profundidad de 35 cm. Lo mejor de todo es que también puede crear una colina en el suelo alrededor de la planta para que las raíces crezcan mejor.

Lo ideal para el tomate Cherry es proporcionarle agua de forma justa, ni mucha ni poca, regando una o dos veces por semana durante el ciclo de cultivo. Evite el exceso de agua para evitar que las plantas se llenen de moho, que es una enfermedad causada por hongos.

Aproximadamente tres meses después de la siembra, verás los primeros tomates. Estos, se podrán cosechar cuando estén muy rojos y maduros, para que se vuelvan más dulces y tengan un sabor más fuerte. Debe ser firme cuando se recoja.

Si quieres conocer más sobre tomates haz clic aquí.

Subir